Páginas vistas en total

miércoles, 14 de diciembre de 2016

Vendiendo deudas públicas en forma de beneficios sociales a cambio de votos

Votar a estos señores durante 4 décadas no iba a resultar barato. Solo se iba posponiendo la hecatombe a todos los niveles conocidos y desconocidos...

Por si después de los 90 a alguien le sigue extrañando que España solo vaya en la dirección del fracaso económico y social:

De cocinitas va el juego.

jueves, 8 de diciembre de 2016

Radioactivity and earthquakes, what the future could show us...


Apart from the places affected by armed conflicts, desertification or other climate disasters and by the nuclear terrorism menace by nations or terrorist groups, probably, the most risky places to human populations in our planet are the populated areas limited by subduction or by continental plate collisions, the areas near supervolcanoes and the areas which are exposed to potential tsunamis. But all these mentioned cases achieve apocalyptic conditions with planetary consequences limited in the time to thousands of years when in these places there are installations of nuclear power plants, nuclear missile silos, nuclear waste warehouses, uranium mines or where are nuclear wastes, lost atomic weapons or atomic devices.



Discarding the nuclear technology, the human conflicts and the climate disasters the most known risky places of the planet to the human populations are marked in red. These areas are the places of tectonic subduction and of plate encounters with high population density and where earthquakes are very frequent and occasionally of great magnitude. Possible areas of intracontinental frequent earthquakes are not shown since this is a non totally well known phenomena.


http://www.profesorenlinea.cl/Ciencias/Placas_tectonicas_Teoria.htm

http://antonioluis.pozuelo.org/242-pequenos-paises-del-mundo/


miércoles, 9 de noviembre de 2016

Yes, we can´t

¿No os sorprende que no os sorprenda?

En mi opinión, la reacción de los votantes de Trump no fue más que su Bréxit respecto al resto del planeta Tierra. Solo que este está en marcha ya, y no es reversible hasta dentro de 4 años. En muy resumidas cuentas, es el resultado de la crisis capitalista como generadora y distribuidora de riqueza en calidad de vida y de riqueza mental. 

Pero me temo que la mayoría de dentro de Estados Unidos y la mayoría de fuera de Estados Unidos echaremos de menos algunos tiempos malos del pasado.

La humanidad es muy triste. Y la peor tristeza es su previsibilidad porque las sorpresas siempre son positivas...

jueves, 27 de octubre de 2016

Defender lo indefendible para justificar lo que ya de por sí está justificado ¿¿¿¿¿?????

No entiendo muy bien por qué para justificar hacer críticas absolutamente justificadas sobre realidades las personas suelen de paso anular porque yo lo valgo el hecho de la selección natural.

En:



se pusieron a negar la evolución, y el resultado es que el grupo deja de ser tomado en serio por el personal con un mínimo de criterio:



martes, 20 de septiembre de 2016

Exposición de pinturas de Xulio Rodríguez

Un recordatorio: Cadros e pinturas de Xulio Rodríguez na sede de exposicións de Afundación en Vigo.



jueves, 1 de septiembre de 2016

Exposición de pinturas de Xulio Rodríguez

Un recordatorio: Cuadros y pinturas de Xulio Rodríguez en la sede de exposiciones de Afundación en Vigo.


martes, 7 de junio de 2016

Los nuevos timos no validan los viejos

A ver, creo que ha pasado demasiado tiempo intentando quitarle importancia para no darle publicdad. Porque muchas veces pasa que los intentos en una dirección se encaminan directamente a la otra.

Pero no sé. Creo que he caído yo también, porque ya no se puede respirar en esta sociedad dónde la irracionalidad arropada por el abuso y los timos de las mega-compañías farmacéuticas, la miseria educativa y económica y la desesperación global gana terreno a la lógica a pasos agigantados solo superados por los dados tras la caída del Imperio Romano. Pero lo voy a dejar en manos de dos artículos que comparto, el de ahí arriba, y el del final.

Aunque aviso, timos los habrá siempre por doquier, en todas las direcciones y desde todas las instancias de poder y harán un daño difícil de evaluar. Pero específicamente, estos nuevos timos ya como que mosquean bastante, porque tocan muy de cerca y de forma incesante campos que a cualquier científico le desgarra con pérdida de pelo incluída:

viernes, 6 de mayo de 2016

Una nueva vida, mejor, sí o sí, más felices y eterna. ¿Por qué no suicidarse y ahorrarse la vida limitada y menos satisfactoria sino infeliz que sin duda tienen?

¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿¿????????????

Si dicen que resurgirán en "un universo inmaterial" formando un todo, si dicen que "continuaremos nuestra existencia pero en una materia distinta" o "no creo que nadie muera" o que "nuestras almas podrán ser espiritus eternos" Si como dice otro "pasamos a otra vida, a un mundo mejor" y si eso es bueno, es decir, si es mejor, ¿creen entonces que las víctimas de las guerras son afortunadas por ir antes que ellos a esa vida mejor? ¿Por qué no se suicidan para dejar de sufrir por lo que les toque a cada uno de ellos sufrir en esta vida si saben que en la nueva existencia vivirán mejor en cualquiera de los casos? ¿Qué hay de interesante en este universo que lo sea más que el interés que pueda ofrecerles ese otro que garantiza la felicidad, esta vez ya eterna? porque..., ¿no habrá muerte después de muerto también?, ¿no? ¿O es que creen que la nueva existencia será un sufrimiento siempre peor al sufrimiento que pueda cada cual acumular en esta vida y es por ello que prefieren no suicidarse? 


Me da la sensación de que la respuesta a las dos últimas preguntas es un tajante NO. Muchos de los que aquí hablan parecen muy seguros de que hay una nueva existencia y con lo felices que se muestran parecen muy seguros de que esa existencia será a mejor. Que desperdicio de vida en este universo cuando podríamos aparecer ya en el otro directamente, ¿no? Pero entonces, insisto, ¿por qué no se suicidan alegremente? ¿Quién les impide ir directamente a ser más felices? No entiendo la lógica y la seguridad con la que exponen sus elucubraciones. O hay un engaño histórico del poder sobre la mayoría de las poblaciones de las generaciones humanas de estos últimos 20 siglos, o creer que estamos de paso pero solo si recorremos el camino sin atajos suicidas es un pensamiento fruto de la evolución biológica.

Si es esto último, yo soy un mutante...

lunes, 18 de enero de 2016

Star Wars Episode VII: The Force Awakens. Lost in Space II?


Aunque esto es una crítica a Star Wars Episodio VII, I, II y III y de paso y de todas las que continúen a Episodio VI, en realidad la hice para dejar constancia de una crítica más profunda: De cómo evolució la sociedad para que no solo estemos contentos y sumisos con el gobierno o los poderes que toquen, democráticos o no, sino que estemos sumisos y contentos, desprovistos ya de cualquier atisbo de criterio como consumidores para que aplaudamos a cualquier producto barato que nos vendan al precio que les da la gana sin que el que lo haya producido se haya esforzado mínimamente por otrogarle al producto respectivo una mínima calidad y tiempo invertidos. 

Antes de nada, para lectores vagos, dejo aquí un video guay, demasiado resumido para mi gusto y con mucho optimismo, dada su esperanza de resolución a un problema ya imparable, desde mi punto de vista si se continua Star Wars hacia adelante en la escala del tiempo (es decir, Episodios VIII y IX) y en la misma línea argumentativa:

https://www.youtube.com/watch?v=1jVU7JrnPMQ


Ahora voy con mi parte:

Star Wars Episode VII: The Force Awakens. Lost in Space II?
  
¿Te sentó mal Star Wars Episodio VII y no sabes muy bien por qué? 
Bueno, tal vez esto te resuma el porqué. Pero yo intentaré plasmarlo con mayor detalle y además formularé una hipótesis de por qué alguien pensó que era muy buena idea no esforzarse en absoluto en esta nueva entrega. Voy a dar una pista. Mucha mente simple con dinero suficiente + muy pocas ganas de trabajar + un director fan de la saga + ganas de ahorrar tiempo y dinero en el trabajo + ganas de dejar claro que ahora el rey se llama Abraams = bazofia de la mala asegurada... 


Si es que hay de otro tipo.

Antes de comenzar mi crítica y dado que ya me veo venir a trolls de todo tipo y a haters de lo que estos haters creen que es un hater (ya he tenido encontronazos de todos los estilos y sé de que va todo este tinglado de perder el tiempo en discusiones vanas), escribiré un guión de cómo tomarse este escrito:


INTRUCCIONES DE LA CRÍTICA

1)
Pondré en negrita ejemplos concretos del episodio VII que pueden ejemplificar las malas praxis que hacen del episodio un absoluto desastre.

2)
Si crees que esto no es una crítica, cámbiale el nombre. Si crees que toda crítica debe ser absolutamente objetiva, deja de leer aquí mismo. Todo pensamiento humano, con excepción, tal vez de una expresión matemática, es subjetivo por definición. Y no sé si una expresión matemática también puede llegar a tener cierta subjetividad en algún caso... Yo ni idea, pero es que últimamente me da la sensación de que las cosas no están tan claras como parecía.

3)
Si crees que al no haber objetividad por definición en ninguna crítica, estas nunca podrán estar bien sustentadas con argumentos, entonces sigue deambulando por el mundo sin pensamiento crítico. Disney, las religiones, muchos partidos políticos y muchas otras compañías te lo agradecerán de todo corazón. 

4)
ATENCIÓN: Contiene spoilers de casi todos los episodios de Star Wars hasta 2015.

5)
Si después de leer todo lo que viene a continuación, el lector/la lectora se dice a sí mismo/a "Para mí esos problemas que presenta Arnau sólo serán posibles de criticar tras ver un todo", y si ese todo es más que los episodios IV V, VI y VII, tampoco intentes discutir conmigo, pues, para mi no lo es. Considero que Episodio VII, se debe entender con el VII aisladamente, no tiene por qué explícitamente relacionarse con el Episodio VI porque es una nueva trilogía de un evento: La guerra de las galaxias, claro, siempre que se realice sabiendo que Episodio VI sucedió por lo que no pueden aparecer contradicciones. Y sí, puede presentar cosas clave para descubrir más tarde, pero la película no puede convertirse en buena por la VIII, si no es porque la VIII vaya a resultar todavía peor.

Pues la tomadura de pelo de Star Wars Episodio VII, es solo mayor si me intentan convencer que para hacer la crítica hay que pagar unos 12 euros más y esperar al 2020 para estar 5 horas más delante de una sala con los dedos cruzados para que no nos siente peor la secuela...

6)
Obviamente no me gustó Star Wars Episodio VII. Si solo quisiera dejar esa sentencia clara, la entrada acabaría aquí. Repito, no es en absoluto una cuestión de gustos. Es un claro fraude y hay argumentos de sobra para sostener esta idea. Y tampoco es un fraude solamente para antiguos fans. Al intentar contentar a antiguos fans y a posible nuevo público prejuzgando lo que querían unos y otros, han conseguido crear uno de los más grandiosos FRAUDES de la historia cinematográfica para TODOS los públicos. Voy a intentar convencer que Star Wars Episodio VII es un producto sin un ápice de esfuerzo creativo que aprovecha la MARCA Star Wars para atraer un interés inicial al espectador en general mucho mayor que el interés que le queda tan solo tras los primeros minutos de película. Por ello esto solo está dirigido a personas que hayan visto al menos Episodio IV, V, VI y VII.

7)
He escrito una introducción previa a la crítica para explicar, bajo mi punto de vista, las causas por las que el proyecto Episodio VII resultó en eso. Para ello tendré que hablar previamente de los anteriores episodios. Esta parte es la pre-crítica y es una hipótesis no probada y por lo tanto puede ser absolutamente descabellada.

Lo siguiente, la crítica en sí, no la asumo como descabellada en absoluto.

Espero que con esto, quienes no pudieron disfrutar de los episodios de Star Wars I, II, III y VII, disfruten al menos de su respectiva crítica desordenada que he plasmado aquí. Siento el desorden que encontrareis y al mismo tiempo espero que lo entendais al daros cuenta de que no hay forma humana de ordenar una crítica de algo que no tiene ningún sustento, solo económico, paradójicamente..., al menos por el momento...


Datos sacados de Filmaffinity:


Star Wars. Episodio   IV:  Una nueva esperanza 7,9
Star Wars. Episodio    V:  El imperio contraataca 8,1
Star Wars. Episodio  VI:  El retorno del Jedi 7,9
Star Wars. Episodio     I:  La amenaza fantasma 6,2
Star Wars. Episodio    II:  El ataque de los clones 6,3
Star Wars. Episodio  III:  La venganza de los Sith 7,1
Star Wars. Episodio VII:  El despertar de la Fuerza 7,2  .... 7,1 ... 7,0 ... 6,9 ... 6,8 (2018) ...


Pues sí, concuerdo bastante con el orden de la calidad entre películas excepto en el caso de la VII, a la cual le daría un 4,7 para dejar claro que se NECESITA MEJORAR, o sea, que está suspensa sin paliativos, por vagancia suprema y sin ninguna excusa posible. Para mí, Episodio VII es muy resumidamente una muy mala copia de episodio IV por pretender hacerla con personajes nuevos que continúan a los de la IV y forzándose a presentar a los personajes de la IV al mismo tiempo en un ambiente muy parecido al que nos presentaba episodio IV, el cual no podría ser bien explicado en el tiempo en el que intenta explicarse dado que el Universo del episodio VI había quedado aparentemente con un transfondo demasiado alejado al de la IV. Una copia, además, con un guión intrascendente cuando no carente de sentido, con una serie de desventuras desestructuradas y sin rumbo excepto cuando vuelven a la opia del original, pero claro, ahí es copia.


Pero empecemos:

¿Por qué las historias reflejadas dentro de muchos videojuegos superan en calidad con mucho a las películas basadas en ellos? Un enigma de finales de siglo XX y de inicios del siglo XXI. ¿Evolución, tal vez?
¿Por qué el cuento de cenicienta de "El destino de Júpiter" es más agradable de ver, llama más la atención, confunde menos, es más original y entretiene más que una película de "Star Wars" de última generación?, ¿qué ha pasado para que una de "Tomb Raider" tenga más cuerpo que la última de "Indiana Jones" (4)?

¿Dónde están quienes trabajan bien en las series? 

¿Dónde están quienes trabajan bien en las series? 

A esto último le encontré respuesta: pues en las series, obviamente.

De la película "Prometheus", de "Wing Commander" (tremendo pufo), de "X-men 3", de "Parque Jurásico III" de "Indiana Jones 4" de "Spiderman" (cualquier adaptación al cine, la verdad) y de otras docenas de películas de ciencia ficción-aventuras-fantasía ya paso. Pero el que "en el siglo XXI siempre habrá negocio eches lo que le eches al público siempre que venga bien empaquetado" llegase a Star Wars ya me mosqueó un poco tirando a bastante durante los Episodios I, II y III, y ahora ya me turba con el mareo de, "y ahora vas y lo arreglas", del episodio VII, hasta el punto de considerar no dejarme seducir por la siguiente cita de Abrams o del director que le suceda. Creíamos que el problema era de George Lucas que ya se había abandonado, como otros muchos directores que vieron que el esfuerzo ya no era requisito ninguno para llevar una película al éxito, pero subestimamos la cabeza loca del co-creador de "Perdidos" que ya estaba perdido desde hacía tiempo y que era capaz de perderse intencionadamente, perder a los actores y perder al público, incluso pese a, o precisamente por haber elegido un argumento ya filmado anteriormente. Da la sensación de que decide hacer este remake-continuación porque él mismo tiene miedo de la perdición absoluta que podría suponer que decidiese crear algo original...

Aunque puede que haya sido un miedo absurdo, pues la segunda opción podría haber salvado a Star Wars de la puñalada que le asestó...

El quid de la cuestión está plasmado en la expresión "remake-continuación". Una copia que a su vez es la continuación de lo copiado (si, es tan surrealista como lo de la indemnización en diferido de Cospedal y claro, dio resultados similares en cuanto a las reacciones argumentadas de los espectadores) con muy poco tiempo para explicar cosas que de todos modos se intentan explicar. Y sin embargo con buenos resultados de negocio al tener público asegurado. Aunque un negocio muy arriesgado si se quiere prolongar esperando que ese mismo público continúe siendo fiel a la saga..., arriesgándose a ser de nuevo engañado.

Pero antes de nada, déjenme decir que este tráiler de Star Wars: Episodio VII es espléndido. Lo cual contrasta con la opinión que tengo de la película a la que se refiere, desastre que se empezaba a oler con la aparición de otros tráilers de la misma... 

Algo que saldrá aquí muy a menudo será lo de, ¿en un planeta puede suceder tal cosa? Vale, pero entonces dado A, entonces B también, por lógica. Si A sucede y Ganma también pero B no, lo interpretaré como: entonces estamos en un todo vale a gran escala y al mismo tiempo. E independientemente de que eso sea asumible por un postdoc en física en extremas circunstancias, lo veré como lo que es: desidia. Pues no todo lo que vale en física es interesante en una historia.

-No es que resulta que todo el oxígeno de la sala se pudo haber acumulado en una esquina, y por eso murió de asfixia
-¿Se acumuló en una esquina?
-Sí, la física nos dice que la probabilidad de que eso ocurra es cercana a cero, pero nunca cero absoluto
-Ya. Lo que pasa es que el director es un negado y se le olvidó el asesino. Apaga la tele, venga. Que no estoy para cuentos...

Bueno, como una película inicial de una trilogía que se declara continuación directa (mismos personajes) de la última de la anterior trilogía es importante tener en cuenta que su valoración tiene que ser juzgada como una pieza que debe encajar con la anterior trilogía y con las siguientes películas de la trilogía que inicia y con el contexto que cada una de los epidosios crea. Siendo por lo tanto una primera película de la continuación abierta de una saga, una pieza CLAVE que puede determinar la ruina del argumento que le continuará. Encajar. Tiene que encajar, pero eso no quiere decir que todo el peso de las respuestas a las preguntas que se agolpan durante la escasa hora y media del episodio VII se displace hacia Adelante como diciendo, que muchos lo dicen en su defensa, la VII no es mala. “Sí, es un desbarajuste de interrogantes inabordables pero ya se abordarán en los siguientes episodios” Esto es absurdo y solo determina que el episodio es malo y punto.

A mi modo de ver, Star Wars episodio VII es una chapuza argumental, de guión, llena de nuevos personajes vacíos, sin historia, ni personalidad, ni rumbo (en ningún momento), y de personajes antiguos vaciados a drede para que no parezca que los nuevos están vacíos, de ritmo, de actuación, de credibilidad (porque esto no es solo posible, sino indispensable hasta en películas de fantasía) y de conexión estructural intra episodio e inter episodio. Y cada error fue llevando al otro provocando una reacción en cadena. 


PERSONAJES VACÍOS DE PERSONALIDAD Y DESARROLLO CON PROPÓSITO DEL DIRECTOR DE QUE SE CONVIERTAN EN RELEVANTES EN MINUTOS

Pondré el ejemplo de Finn, el cabezacubo imperial. Finn pasa en dos minutos a hacer cosas sin ton ni son al verse desbordado por su cambio de sexo premature. Está bien, me direis, puede ocurrir. Claro que puede ocurrir, pero el director le quiere dar un transfondo y un papel en la película que no puede tener porque todavía no ha conseguido un mínimo de su nueva personalidad. Le bautizaron a as tres de la tarde sin apellido y a las 12 de la noche está manejando un sable láser, ¿cómo? La historia de la chica, es parecida, no viene de ningún sitio y no va a ningún sitio, pese a que el director está empeñado en mostrarle un camino que el público no lo ve claro, ¿cómo lo hace? De pronto es magnífica en a fuerza. Sí es posible pero, ¿es interesante en una película de Star Wars que un nadie sea un maestro en el manejo de la espada luz en cuestión de minutos sin ninguna explicación? NO. 

En una película para niños Muzzy dice que va a la sala de los relojes, en una película para adultos Muzzy no tendría que ser explícito en eso. Ah, ¿que Star Wars episodio VII es una película para niñosen dónde todo tiene que ser mostrado y explicado (en este caso además, con malas explicaciones)? Pues entonces ahí hay otro problema acumulado, porque Star Wars nunca ha sido una serie de películas para niños.

La chapuza argumental tuvo quizás un origen provocado por la intención de ganar dinero fácil copiando un argumento más que manido dentro del universo Star Wars pero con la necesidad (supongo que con la intención vana de contentar a algún fan) de presentar de nuevo a viejos personajes y presentar nuevos personajes al mismo tiempo que se presentan ellos mismos entre ellos. Esto provocó falta de tiempo, lo que conllevó a no poder explicar en qué galaxia estábamos y a un nefasto guión tomando en consideración que se trata de una película en la que Han Solo está presente. Por otra parte, la falta de tiempo también provocó la ausencia de un ritmo mínimamente sostenible en el que el espectador pudiera estar a gusto para introducirse en lo que estaba pasando sin un desconcierto constante. 


PERSONAJES VIAJANDO SIN RUMBO COMO GALLINAS DESCABEZADAS A UN DESTINO QUE FIJA EL DIRECTOR

-¿A dónde van ahora? -A tal planeta -¿Por qué? -Para llevarles junto a una señora que parece una jedi pero no lo es y que les diga lo que deben hacer -Pero Han no quería -Pero ahora sí, hace medio minuto cambió de opinión -¿Y qué le hizo cambiar de opinión? -No sé. Un problema neurológico de Han, quizá. O no sé. A ver, el caso es que Abrams se quedaba sin película si Han Solo no cambiaba de opinión en esos 5 minutos tras 30 años frustrado y pesimista y entonces le hizo cambiar de opinión y ya... -Bueno, eso lo hizo también en la IV. -Por dinero. Era contrabandista con deudas, no estaba cambiando de opinion en absoluto. -Bueno, pero, ¿y después? -No fue en minutos y fue por amor. Sigue sin ser un cambio de opinion sino una evolución de la personalidad de un personaje principal. Y esto es precisamente lo que le hace un ser creíble en los episodios anteriores y una marioneta desechable yen este caso concienzudamente desechada por el director en episodio VII, dado que para hacer de unos niñatos vacíos de personalidad debía poner a Han Solo a la Altura del betún, para que los espectadores fueran acostumbrando al público a un nivel de calidad de actuación y de guión bajo cero sin que se den cuenta.

Todo esto conllevó a errores de actuación y en conjunto de credibilidad y de conexión estructural. En realidad, el cúmulo de errores fue superponiéndose sin fin hasta que aquello se convirtió en una parodia de Star Wars en un episodio de la trama troncal de Star Wars, es decir, un auténtico despropósito. Parodiar Star Wars está bien, pero parodiarlo en Star Wars es una vuelta de tuerca con penosos resultados, y de esto hay muchos ejemplos a lo largo de toda la cinta como es la escena de sobreactuación fuera de lo común de Finn y sus morritos.


FINN Y SUS MORRITOS

En una escena, Han le dice a Finn que la chica no necesita de su ayuda y lo hace con un gesto intentando hacerle ver que está ahí, detrás de él. Finn le responde con un “¿qué quieres decir con…? (y hace el gesto de forma ridícula y con sobreactuación de las películas malas de los 80).

La película es frenética, aunque también hay pausas enormes en momentos absolutamente arbitrarios. No hay siquiera una continuidad lógica en el ritmo de la propia película. Todo parece hecho de forma totalmente improvisada. Aparentemente esto podría ayudar a despistar al espectador de modo que no se diese cuenta de lo difícil que es encontrar un sentido a la idea presentada. Y sí, lo despista pero porque se da cuenta de que efectivamente, si lo piensa un poquito, nada de lo contado tiene sentido. De todos modos tampoco parece que el director haya elegido ese ritmo para tales propósitos de por sí inalcanzables.

Todo el fiasco se debe a lo frenética que es la película, pero, ¿por qué es tan frenética? Parece como si Abrams quisiera que llegase la escena de la lucha de las espadas luz lo antes posible, y entonces va contando una historia a trompicones sin fijarse en lo que está contando y parándose a sí mismo en una taberna con una no-jedi pero con percepción Jedi que a nadie le interesa, hasta aburrir, solo porque él mismo está asustado con la velocidad que le está proporcionando a la película.

En otros Star Wars, las pausas permitían que te introdujeras en el nuevo ambiente o combinaban la pausa de Dagobah con la frenética persecución del Halcón Milenario jugando espléndidamente con los ritmos de la música. Era hasta armonioso, como una ópera cinematográfica y permitía al espectador estar cada vez más metido e intrigado sobre lo que le estaban contando. En la de Abrams, las pausas permiten que muchos espectadores tengan tiempo para poner cara de sapo y decirse: "¡¿Pero que me están contando?!" Si me decís que no os sentísteis así, dejadme prejuzgar que mentís descaradamente.   

Aquí voy a intentar describir lo que considero que sucedió con este proyecto explicando al mismo tiempo por qué el producto resultó como resultó, dejando implícitamente clara mi impresión acerca de la calidad del resultado, si es que no lo está ya.

Y me voy a remontar un poco más al inicio de todo. Porque, como todo, esto viene de "hace mucho tiempo..." 

En lugar de tratar de continuar la saga iniciada por él, George Lucas se dedicó a cometer el error de mostrarnos las miserias que llevó a un niño angelical y luego enamorado a decider fnalmente por una rabieta de preadolescente (porque al final así lo pareció), cambiar su juicio radicalmente en los escasos 3 segundos que llevaría a Mace Windu a acabar con el Senador Palpatine, para claudicar al lado oscuro en formato Darth Vader, por unas cuantas décadas hasta los 5 minutos antes de su muerte. El Universo en manos de una rabieta de un preadolescente y de un gungan tontolaba. Puede que esto sea muy realista, no os confundáis. Creo que tenemos muchas pruebas de que nuestro propio mundo está en manos de la estupidez más asombrosa. Pero aún así, es precisamente lo nunca esperable y/o deseable tras ver del episodio IV al VI para darle una razón histórica de "Wars" a las palabras "Star Wars" y al espectador de una saga no es que haya que darle lo que quiere, pero por encima de todo jamás hay que darle lo que definitivamente NO quiere por convencimiento propio.

Además, estamos ante una fantasía y esto se debería haber aprovechado para hacer de la evolución de la política, guerra y economía de la galaxia, asuntos determinados por fuerzas más elegantes y románticas que la de las decisiones esporádicas de un Homer Simpson rosa con aletas porque al final es el Gungan quien proclama el poder de Palpatine en el Senado galáctico. Después de todo, Star Wars con o sin intención, es una ópera cinematográfica antes que nada. Buena o mala, que gusta o disgusta, pero ópera al fin y al cabo. Aunque esto es muy personal. A lo mejor a otras personas les parece bien mostrar en Star Wars que las razones por las que toda una civilización se puede ir al traste pueden encontrarse en la estupidez de un solo energúmeno con falta de miras de presumida ridícula importancia en el Universo, del mismo modo que "El Señor de los Anillos" muestra que la solución a un desastre universal puede también estar en manos de personajillos de una inicialmente dudosa trascendencia. Así que a Jar Jar Binks no le toco más las orejas... 

Pero a mi entender, la decisión de hacer esta primera trilogía en los primeros años del siglo XXI fue un error, sobre todo teniendo en buena forma a Mark Hamill, Harrison Ford y a Carrie Fisher y a los fans preparados para más de lo siguiente a Episodio VI. 

Y de todos modos, una vez convencidos de que ibamos a ver en los primeros episodios que se iban a estrenar lo que se nos narraba de esas épicas guerras clon en "Una nueva Esperanza", fuimos testigos del penoso resultado; una simple pasada por encima, ya que se había invirtido demasiado tiempo en una carrera de vainas de un niño, al menos bajo mi punto de vista. Y vale, puede que tenga que ver con las expectativas, pero por lógica, estas fueron también responsabilidad de George Lucas, al menos en parte, digo yo, ¿no?

A mi juicio la historia de Darth Vader no tenía por qué iniciarse a tan temprana edad, o en todo caso, tendrían qu haber seis episodios desde el -III hasta el III para tener tiempo suficiente como para hacer una historia con calma, con mayor profundidad y tal vez más divertida. Peor clar, no era possible poner un -III en la introducción. A mi me parece que hubiese sido mejor esa incongruencia que cómo quedaron las precuelas. Clar, direis,pero entonces cuando se pusieran cn la VII ya estaría muerto hasta Mark Hamill, Bueno, ¿y qué problema hay cn dejar de lado la historia de Star Wars de episodios IV al VI y sorprendernos con algo nuevo, y no con una copia que se queda a medio camino de todo del episodio IV en la que no Harri y los suyos solo hacen la función premeditada y forzada de pasar la bengala a los personajes casi anonimos de Rey y Finn? Por muy raro que parezca, Star Wars no resulta nada bien si la dirección tiene prisas por contar todo lo necesario para llevar a los personajes a dónde quiere en poco tiempo. Abrams se encontró que tenía muy poco tiempo para decirle a los nuevos espectadores quienes eran Han, Luke y Leia al mismo tiempo que les tenía que decir que se olvidaran de ellos porque quienes eran relevantes serían aquellos que no tenían ni personalidad ni historia; Finn, Rey y el otro. Y lo resolvió sin hacer ni lo uno ni lo otro sino solo pasando por encima. Los interrogantes, es decir TODO, ya se resolverá en la siguiente película (Aunque lo que reflejó es que en realidad lo que pasaba es que no tenía ni puñetera idea de cómo haccerlo).

PERSONAJES VACÍOS DE PERSONALIDAD

Si contemplamos a Finn, este es un cabezacubo imperial que despierta un día diciéndose “-Espera, estamos matando civiles sin sentido alguno” El Kylo Ren tan poderoso en la fuerza cuando le place lo ve dubitativo y se mosquea pero lo deja ivir. “-No lo voy a matar ahora o Abrams se queda sin película” debió pensar (la película está llena de cosas de este estilo.

Pues bien, de la noche a la mañana, Finn rescata a alguien de la rebelíón o de la República, ¿qué más da? Ni ellos mismos tienen claro la estructura política que reina en la Galaxia, y se pone a enfrentarse a sus antiguos (de hace 2 minutos) colegas del Imperio como si los hubiese odiado personalmente a muerte desde que nació. Pero es que después se dá cuenta de que no sabe qué hacer en el mundo y decide huir del mundo, pero después dice voy a odiar a muerte a ese otro cabezacubo y voy a enamorarme de Rey para rescatarla por lo que me meteré de lleno en el fregao junto a Han.

A ver, yo no digo que estos cambios de decisions no puedan ocurrir. Pero son cambios de decisions muy mal explicados, con constants vueltas en pocas horas en un personaje que no tiene una historia todavía, o sea unos cambios de decisiones constants en un mequetrefe, simplemente. Tan mequetrefe como Rey. Y de eso Abrams se da cuenta por lo que les dota májicamente de habilidades extraordinarias de las que hasta ellos mismos se sorprenden. ¿Puede ocurrir? Todo puede ocurrir, ¿es interesante? ¿despierta la curiosidad? Definitivamente NO. Un personaje nuevo que va a ser relevante por ser el personaje principal de una saga debe ser introcducido ante el público sin prisas o al menos con conocimiento de causa de su historia personal del pasado y de sus intenciones de future. Un personaje sin intenciones de future no tiene interés para que pueda ser un personaje principal. Luego puede cambiar de intereses pero debe tener una caracterización, pues si no la tiene el espectador jamás se podrá identificar con él. Soy un aficionado e contra historias, pero hay cosas como estás que caen de cajón. ¿Cómo podeis ver que Abrams no hace ningún esfuerzo por seguir este criterio? Pues no teneis más que fijaros en que la solución de quién es Rey la deja para un possible future episodio en el que se nos desvelará (al menos ese fue el trato con el espectador), qué qsignifican los sueños de Rey, quienes fueron sus padres y con eso, quién es el bicho sith ese malo y feucho, por qué lo del cabreo de Kylo Ren, por qué lo de su casco, quien es la pasmada de Phasma (no chicos, si me venís que esta señora debe ser conocida porque el espectador debe leer toda la morralla asociada a ests episodios y os digo que definitivamente NO; estamos hablando de una serie de trilogías de Star Wars del cine y deben ser autoconclusivas en el cine y no se necesitan argumentos para defender la idea dado que cae de cajón, creerse que la historia anexa a las películas es necesaria para entender a un pobre director que no sabe contar historias ni en películas ni en series es solo merchandising para los más cúbicos de los cabezacubos: PUNTO).


EPISODIO VII CONSTRUIDO SOLO PARA SER LA ANTÍTESIS DE STAR WARS EPISODIOS I, II Y III

La historia central de la I, la II y la III no se sostiene dado que el personaje, las reacciones, los sentimientos y el guión de Anakin Skywalker no tienen sentido alguno en ninguna de ellas, ni siquiera en un treceañero confundido. Lo que rodea a Anakin es, si cabe, más penoso en muchos casos, y solo se salva Obi Wan Kenobi (otros se salvaron por los pocos pelos que le quedaban y mejoraron como el vino en el húmedo Dagobah). Esto es así hasta el punto de que, si se considera que la trilogía está pensada para narrar la historia de Obi Wan Kenobi, uno se olvida un poco de todo lo demás y esta mejora sustancialmente (también ayuda a ello la actuación de Ewan McGregor, por supuesto). El caso es que todo lo que rodea a Obi Wan Kenobi se resume en aburrido, más aburrido cuánto más recuerda uno la diversión de la trilogía original. Aunque eso sí, podría ser que fuese esa la intención de George Lucas; hacerla sobria y seria, más política que otra cosa, una explicación de cómo llegó la Galaxia de ser una República a ese horrible Imperio, algo que la película de Abrams lo hace en los cinco minutos de discursito del Han nolstálgico en su Halcón. Ni tanto ni tan poco, diría. Y aunque parezca que no, esto está muy relacionado con el pifostio del episodio de la VII. El episodio de Abrams parece construido solamente para que sea la antítesis de lo que George Lucas había creado en las precuelas y eso dictaminó el desastre. Porque entonces todo se ve forzado.

Pero bueno, eso es contradictorio con la idea de poner a un gungan como personaje secundario pero relevante en la I… Si bien, la historia necesita forzosamente alejarse del western espacial al que nos tenían acostumbrados, el aburrimiento no era imprescindible, ni mucho menos. Y este desaparece para nuestro alivio durante la última hora del episodio III, cosa que considero casi inevitable por lo que quedaba por contar para enlazar con el episodio IV.
Bien. Después de toda esta aventura evitable quedaron muy malos precedentes no superados ni siquiera por esos últimos 30 minutos de "La venganza de los Sith" que pudieron haber sido remediados por George Lucas al retomar Episodio VII con mejor criterio en su momento, con los héroes aún en fresco (y si era necesario que cedieran la antorcha a unos nuevos pues tendrían tiempo suficiente para ello), ¿por qué no? Tal vez, alguien descansado podría admitir sus errores y retornar a sus propios orígenes con la lección aprendida, sin remordimientos de conciencia pero con ganas de hacerlo bien (lo que implicaría la ausencia absoluta de cualquier ocurrencia redundante relacionada con una tercera estrella de la muerte) y con ganas de jugar con el personaje estrella de Star Wars, el aparentemente imperecedero e inmejorable icono de los westerns galácticos, y por ello tantas veces copiado en las historias de aventuras de ciencia ficción o de fantasía (véase Serenity); el anterior Han Solo (sí, el anterior). Pero tal cosa no pasó, y las plagas en Star Wars se sucedieron de una forma distinta pero tal vez con peores consecuencias que con la trilogía del niño diabólico.

Y es que, esperaron mucho tiempo, y una década tras el episodio III, comenzaron con un error clásico: darle el papel de director del inicio de una nueva trilogía continuación de la VI a un fan de Star Wars cabreado con el creador de la historia original de Star Wars hasta el episodio del cual este nuevo director iba a partir, un fan que ni siquiera había sido capaz de hilar nada en su propia serie de Perdidos “Lost”, una de las más mediocres series modernas de mayor fama, más larga, menos interesante y más decepcionante para sus seguidores (por lo que tengo entendido). La saga estaba ya perdida… 

El título de Lost explica cada uno de sus episodios, su final y el significado de la propia serie: Dinero sin el más mínimo esfuerzo creativo. Y es lo único bien elegido de la serie, porque lo demás no tiene mucha razón de ser. ¿Qué es lo que se puede hacer con un director que se pierde él mismo en su propia serie y que no sabe apañárselas para cerrarla si es que acaso lo pretendía? Pues cualquier experimento con una nueva forma de mostrar Star Trek, pero por supuesto, no dejarle tocar el futuro cronológico de una saga de Star Wars cuya precuela la toleró el público porque no cambia la estructura de la original y por lo tanto puede olvidarse o guardarse en el baúl de los recuerdos.

Pero no, se puso a dirigir Star Wars Episodio VII. La franquicia de Star Wars ya estaba en manos de Disney con lo que la situación en la que se encontraban estaba clara: Habían gastado una fortuna que debían recuperar con creces y tenían toda la libertad para hacerlo por lo que podían dejar de lado cualquier cosa de Star Wars que no estuviera ya filmada por Lucasfilms. Abrams tenía pues libertad total, pero tenía mucha presión por ganar mucho dinero a toda prisa y eso le llevó a la idea de mantener a los fans de siempre y adquirir nuevos fans a toda costa. Los fans de siempre ya estaban ganados, pero no le llegaba con la seguridad que le propiciaba la marca Star Wars por lo que tuvo la mala idea de hacer guiños a los fans. Intentando mostrar que los tenía en cuenta, se olvidó de la historia que iba a contar. Todo esto se asentaba además sobre un mal precedente que no quería repetir (Episodios I, II y III) para continuar un futuro cronológico de la trama principal de la saga original de Star Wars, una saga muy entretenida a la que no le sobraba ni le faltaba demasiadas cosas, pese al tema de los ewoks (que hay a quien le disgustó por verlo como la excusa de marketing y merchandising facilón para público muy joven. Disgusto que quedó tapado por un Jar Jar Binks causante de una rápida y fulminante entrega del parlamento galáctico al Imperio gracias a su corta inteligencia de pescado fuera del agua por demasiado tiempo. Ya digo, esto último, según mi crieterio, fue decepcionante).  


LAS DECISIONS QUE LLEVARON AL DESASTRE

Por lo que, ¿qué debió pensar Abrams?: "No vamos a pensar en nuevas ideas y así evitaremos los errores de los episodios I, II y III". Ese es sin duda uno de los peores propósitos para una película de fantasía y ya no digamos para una historia de Star Wars que está por contar y que no tiene más límite que el de garantizar para siempre el llenado de las taquillas. "Vamos a hacer un remake, pero intentaremos ocultar que es un remake (Al menos habrá suficientes millones de chinos que no se darán cuenta de que estamos otorgándoles gato por liebre, porque los europeos tontolabas son muy pocos dado el tamaño de la población europea) usando antiguos personajes de la película, a ver si así contentamos a los fans que quieren seguir viendo a los personajes de antes, independientemente de lo que digan, lo que hagan y cómo actúen". 

Sin duda, esta es una ocurrencia muy propia de personajes como Jar Jar Binks. Un conglomerado de despropósitos con la guinda final de contentar a los fans, como si el director no tuviese la más mínima intención de hacer algo por él mismo si no es perder a los espectadores, pero esta vez por el espacio. No voy a decir que no se ahorró trabajo y que los espectadores acudirían en masa una y otra vez. El negocio era redondo, daba igual lo que ofreciera, esa película iba a arrasar en la taquilla, y la garantía estaba en China, una fuente de espectadores inagotable y con menor espíritu crítico, porque la mayoría iban a ser nuevos espectadores que por lo tanto tendrían menos espíritu critico con Star Wars que los que ya conociesen el universo de antes. En esto colabora además el hecho de que la exigencia del público en general con las películas de fantasía está en caída libre (ver “El cine y la ciencia ficción”). Pero es una pena y una decepción irreparable que no se hayan arriesgado con algo con lo que habría absoluta garantía de éxito. Probablemente ocurra que esto tenga repercusiones en cualquier nueva entrega de Star Wars a partir de ahora, porque el público puede que no sea muy exigente, pero aún no está vacío por completo de criterio. Aunque hasta ahí quieren llevarnos. Sacar el mayor beneficio, más rápidamente y con el menor de los esfuerzos requiere de un vaciado de criterio de ls consumidores para que no sepan reconocer la calidad ni el esfuerzo. 


INDEPENDIENTEMENTE DE QUE NADIE NOS EXPLIQUE CÓMO SE HA LLEGADO A ESA SITUACIÓN GALÁCTICA, ¿ESTÁ BIEN DEFINIDA LA SITUACIÓN EN LA QUE SE ENCUENTRA LA GALAXIA?

Otro problema que seguramente quiso resolver Abrams fue, "pero a ver, aquí no vamos a cometer el error de cansar al espectador con escenas aburridas que se alarguen en el tiempo como ocurrió en las precuelas, así que va a haber acción. Será trepidante". Tampoco les aburriremos con política. Vamos a retomar el espíritu de la IV y qué mejor manera de hacer esto que con un copy and paste rápido y fácil así que, de un modo u otro, mostraremos una Galaxia que, 30 años después del epidsodio VI, sea muy parecida a la del episodio IV, y como se necesitaría una película solo para explicar como se llegó tal situación, pues lo dejamos ahí, en el aire, con una República suficientemente poderosa para pemanecer ahí tan campante hasta ese momento en el que el nuevo Imperio la destroza de un simple soplido, cuando le vino a bien hacerlo.  

Pero claro, no explicar la situación lleva a preguntas no contestadas ni por Han Solo en esos cinco minutos de su monólogo que solo venía a cuento de intentar explicarle al espectador de siempre qué cojones había pasado en la galaxia para que vuelva a estar dada la vuelta y al nuevo espectador, quién es Han Solo, al mismo tiempo que le sirve a Han para cambiar de opinión drásticamente y ayudar a esos desconocidos en no se sabe muy bien qué. Abrams quería así quitarse de la responsabilidad de mirarle a la cara al espectador y decirle: “lo sé, mi cabecita no da con una sola idea que tenga el mínimo sentido aún ni cuando es una copia de un episodio de la propia saga”. 

El caso es que para relatar la historia de una NUEVA nueva esperanza era necesario partir de una galaxia en la que el mal estaba luchando contra el bien. En resumidas cuentas, era una galaxia en la que el mal tenía fuerza, bastante fuerza, y si consideramos su contundente e indudable derrota en el Retorno del Jedi, eso no tiene sentido alguno, por lo que la nueva nueva República era en realidad... ¿la resistencia? y el mal que había resurgido lo llamaban... ¿la nueva orden?, ¿quién es el que resurge o despierta entonces? Da la sensación de que resurge la fuerza en una resistencia como la rebelión y no el lado oscuro en una galaxia dominada por una República, ¿y esos cambios a peor desde el Retorno del Jedi sucedieron en tan solo 30 años tras la derrota del Imperio? Vale, 30 años, hay que tragárselo, porque es lo que dicen, no por otra cosa. Pero ya tenemos un mal trago desde el primer minuto... Así que, independientemente del tiempo pasado, ¿dónde están las 2 horas en las que se habla de cómo el optimismo del "Retorno del Jedi" desemboca en la pésima situación de "El despertar de la fuerza"? ¿No da la sensación a cada minuto que pasa que falta un episodio entero que ayude a explicar cómo se van desenvolviendo las cosas en la galaxia con un pelín de calma?
  

HAY QUE EXPLICAR QUÉ LE PASÓ A LOS ANTIGUOS PERSONAJES PORQUE SE VIÓ OBIGADO A PONERLOS EN LA PANTALLA PARA LUEGO ACABAR CON ELLOS 

Pero es que hay más problemas. Tras hacer un amago de “explicación” para estudiantes de la LOGSE  de qué pasa en la Galaxia se le viene encima otro problemón, ahora tiene que explicar a los nuevos espectadores qué pasó con los persnajes mayores que se vio necesitado de insertar con calzador en la película para, según él, “el contento de los fans de toda la vida de Star Wars. ¿Y cómo hace r eso sin que la película pierda velocidad? Pues hete aquí que Abrams tiene un truco, "vamos a explicarle lo que pasa al espectador con diáloogos y como no hay tiempo, tienen que ser directos, concisos y entre dos para pasar el mal trago lo más rápido posible". Traducido: con diálogos de besugos. Y entonces nos encontramos con la perla de explicación a dos bandas de la parejita Han Solo-Leia diciéndose el uno al otro lo que les ha pasado a cada uno, pero no lo hacen diciéndose cada uno lo que le ha pasado a a sí mismo. Se dicen mutuamente lo que le ha pasado al de enfrente, de modo que queda claro y evdente que es una mera narración de los sucesos dirigido a quién no lo sabe que no es inguno de ellos sino ¡¡¡¡¡a los nuevos espectadores de Star Wars!!!!! Eso no es ni más ni menos que el más claro, evidente y bochornoso diálogo de besugos del que he sido testigo en una película en mi vida. Si os fijais, la cara de Leia está casi diciendo, sí cariño, ya sé todo eso que me estás diciendo, y Han le respondería, concho Leia, déjame que te lo repita que en la sala hay gente menuda a la que hay que mascárselo, o eso cree Abrams... Alguien dirá, "es cosa del doblaje, que es malo. El guión está bien." Anda que como me entere de que la versión original también es así... Que apuesto por un prejuicio bien fundamentado que sí lo es. O sea, un un pre-postjuicio.

Pero vamos a ver, esa escena es tan simple de arreglarla como eliminando toda la conversación. Ninguna pareja en una película describe a la otra ni siquiera a sí misma solo para gusto del espectador y sin más motivo que ese. Es tan, tan, tan artificial y fuera del sentido común que ni siquiera se hace en el teatro...
, el cual, en la mayoría de las ocasiones consiste en una exageración irreal de diálogos que nadie diría en la vida real ni loco.

Y es que ni tan siquiera ninguno de los dos le pregunta al otro dónde estuvo para que el otro le responda dónde estuvo, sino que se lo dicen mutuamente directamente dejando claro a todo el mundo que ellos ya lo saben. Y se lo dicen a la cámara como creyendo que a alguien le iba a importar por qué no se vieron durante tanto tiempo. Son ellos quienes deberían resolver por qué no se vieron hasta ahora, si es que lo tienen que resolver. Pero en ningún caso un actor debe actuar pensando que hay espectadorees a quienes se les tiene que dar ciertas explicaciones en un brev tiempo, como es lo que pasó. Se hace tremedamente ridículo, todavía más ridículo si son Han Solo y Leia quienes lo hacen. Lo cual está relacionado con el hecho de bajarles el ranking para que los merluzos de los nuevos personajes no queden, en comparación con, los anteriores, a la altura del betún.

-Hicimos lo que pudimos... 
-...
-Ambos tuvimos que afrontarlo a nuestra manera. Yo volví a lo que siempre se me dio bien...
-También yo...


Esto es una conversación de besugos de libro. A ver, que hay otros modos de contar las cosas. No es necesario contarse mutuamente lo que ambos en la misma conversación saben de sobra. Pero claro, no hay tiempo en una película de 2 horas de contar ligeramente lo que pasó (lo poco que se dedican a contar) de forma más elegante.  
 
Es como si se pusieran a decir:

-Desde que te conozco yo era más alto que tu
-Y yo más baja que tu. Por cierto, trae al niño cuando puedas, que es de lo que iba la conversación. Lo otro es solo para que quienes echan en falta una historia que conecte Episodio VI con el VII tengan su resúmen de 15 segundos por cortesía de Disney.

Por cierto, Leia tenía más posibilidades de traerse al niño entrabietado sith magnífico-sith penoso a casa por presentar algún gen Jedi, pero supongo que no estaba tan loca para arriesgarse. Quería vivir más..., digo. Además, tenía que organizar aquel plan sin plan en aquella base de un planeta tan importante que ni tan siquiera tiene nombre ni código de barras. Y aunque lo tuviera no tendrían tiempo de mencionarlo. Hablo del Yabin 2 ese. Además, tenía que ir Han Solo, porque era el que tenía que morir, dado que intuyo que Harrison Ford estaba ansioso por bajarse de aquel circo y ya no aparecer en Episodio VIII "Hago esta mierda y ya..., y que le den a Indiana Jones 5" suopongo que diría

Personalmente, a mi se me caería de vergüenza la cara de Harrison Ford. Os lo digo así de claro: George Clooney tuvo un mejor guión en la encerrona que le hiceron con la grandiosa y espeluznante basura de "Batman y Robin"

  



Retomando..., que Abrams hasta hace que se pierda el que critica su obra... Habiendo fusionado 5 horas de 2 posibles episodios en uno solo y con una historia mal elegida y poco original y al ser un remake del episodio IV con antiguos y nuevos personajes que tine que presentar (incluso a os antiguos), con lo que el espectador se topa es con una galaxia en una situación absolutamente desconcertante desde el primer minuto de película y empieza a recordar "Lost" y su mal camino...

Tal vez, intentando parchear las dudas del tipo del DOBLEPNESAR, (¿hay una República Galáctica o son en realidad un grupo de pobres revolucionarios que se resisten malamente a una Nueva Orden que impone, sin papeles, sus leyes por la galaxia?), a Abrams se le ocurre poner en práctica, desde el minuto dos, su plan frenético del desenfreno. La cadena de despropósitos continúa incrementándose cual bola de nieve cayendo por una ladera nevada.

Pero tal vez, el resultado fue todavía más trepidante si cabe de lo que pretendía inicialmente, porque resulta que hacer una nueva nueva esperanza introduciendo personajes nuevos que conocen a personajes antiguos y que tienen que ser convencidos de que todo lo que los mitos dicen que pasó son ciertos, (aquí para eso usamos wikipedia pero en esa galaxia tan lejana, 3 décadas son suficientes como para que el conocimiento histórico se volatilice con o sin Imperio Galáctico), y añadiendo guiños esporádicos, (algunos bien logrados pero que no están en la parodia adecuada), deja solo el tiempo suficiente como para que el encuentro de Leia con Han Solo se solucione con un breve diálogo de besugos sobre la cazadora de este último y poco más (que una vez creí yo que era una pesadilla esporádica y que no estaba en la película, lo digo en serio) y que mencionen por encima algo sobre su hijo. ¡Ah, pero es que además de haberse cambiado de cazadora, Han tiene un hijo con Leia!, ah, vale...  


IRRELEVANCIA DE LOS PERSONAJES

La desenfrenada velocidad de la película se ve claramente reflejada tanto en los diálogos de metralleta como en las escenas de acción, o sea, las escenas a secas, porque cuando los personajes no hablan, están en plena acción, y cuando conversan lo hacen también mientras están en plena acción (a no ser que tengan que explicar directamente algo innecesario al espectador, entonces se toman un ridículo descanso). Digo inncesario porque nadie puede creerse que la galaxia llegó a la situación que nos narran aunque lo cuente Han, por lo que los diálogos y monólogos al respecto ya podían habérselos ahorrado. Uno se da cuenta de la velocidad de la película y de la irrelevancia de personajes a quienes se les da relevancia de forma forzosa y totalmente artificiosa cuando repasamos la película mentalmente y no nos hemos quedado con el nombre de casi ningún personaje que no hubiese aparecido en la saga original, y eso que la mayoría no parecían tener ni apellido, por irrelevantes, claro (no vale ver la película más de una vez ni ayudarse de los medios de distribución del marketing masivo que sin duda Disney necesita en este caso). Casi da la sensación de que nadie nuevo tiene nombre y si lo tiene es una sílaba cualquiera que parece haber sido elegida al azar y lo más rápido posible, lo cual es representativo de la importancia que se le da a los personajes y actores frente a la importancia que se le da a conseguir el máximo dinero en el menor tiempo posible. Eso es aplicable a casi todo personaje nuevo excepto a un robot bien logrado (lo bueno hay que decirlo también) y un personaje principal al que, para aclarar que es principal, otro personaje (con un papel similar al de Leia durante los primeros 20 minutos del episodio IV) le pone un nombre en medio de la película que este acepta con una alegría inusitada al verse convertido de pronto en un alguien, o bueno, en un Jar Jar Binks payasete sin las ideas claras, pero esta vez con pretensiones de jugar un papel más relevante, al menos por parte del director. Sin embargo, en realidad, con o sin nombre, el stormtrooper que vio la luz parece un personaje tan secundario que si no apareciese en la película no pasaría absolutamente nada malo... Ah, vale, liberó al señor que hizo de la nueva Leia y le dió a a algún Tie Fighter alguna vez. Y por ello es que originalmente el chaval no tenía ni nombre al principio. Vamos que cualquier robot dorado tiene un papel fundamental en Star Wars VII en comparación con el indeciso soldado de asalto con dudas existenciales. 


Tres de los protagonistas no se acaban de creer que a las nuevas tropas del Nuevo Imperio rebelde opresor de la resistencia republicana les gusté bailar la macarena. Al tener un arma en mano, el soldado de su izquierda sigue el ritmo con el dedo. O eso, o hasta el soldado-héroe renegado sin nombre está alucinado con la pifia de continuación del Retrono del Jedi.



No digo yo que luego le caiga un papel principal en el episodio VIII, tal vez solo porque el respectivo director de la siguiente se puede dar cuenta de que o aprende a usar la fuerza o tiene que despedir al actor para la próxima, pero, ¿tanto tiempo para introducirnos un futuro personaje principal y tan poco para aclararnos sin despistarnos qué ocurrió tras el Retorno del Jedi para que las cosas estuvieran peor que en el Imperio Contraataca? Que puede suceder, vale. Me lo tragaría con reservas. Pero es que al no explicarlo ofrecen al espectador la idea de que simplemente en el Episodio VII la galaxia es tan parecida al IV porque...,  no sé, por simple desidia, falta de imaginación y ganas de ganar dinero fácil copiando en el examen, y copiando mal con faltas de ortografía...   

Hay una falta absoluta de prioridades o sencillamente no hay ningún plan en este episodio, y esto asusta para lo que nos puede esperar en las siguientes. Creo que para retomar Star Wars después de tanto tiempo, el no tener nada claro, un plan, un proyecto o una idea propia que no sea copiar (pero hablo de calcomanías mal trazadas, como si las hubiese hecho un niño pequeño con ansias de dejar la clase de plástica para irse al recreo pronto a a comer el bocadillo ganado por la venta al por mayor de la calcocopia), la idea de un episodio de Star Wars posterior al episodio VI es un camino a ningún lugar, o a un acantilado. Tal vez se podría hacer un Episodio - IX o si se quiere hacer un Star Wars posterior al VI, o i) lo haces en 1999, o en 2007 si quieres meter a personajes de la VI, o ii) si ya esperas a 2015 ,te inventas algo alejado de la trama familiar de Darth Vader y pones por ejemplo a un almirante Thrawn o cualquier cosa, pero sin que aparezcan ni Luke, ni Leia, ni Han, ni Chewie, y si lo que quieres es sorprender, no metes ni a los droides de toda la vida. 

Aunuqe había incluso otra posibilidad. La iii), si realmente crees que aunque estén demasiado mayores hay que meter a Han, a Leia y a Luke y que sean relevados por nuevos personajes, hazlo con tiempo, de modo que se pueda estructurar una trama, una historia de los personajes, algo consistente para que nos identifiquemos algo con los personajes y que no parezcan unos mequetrefes sonados que no es que no sepan qué quieren ni a dónde van, sino que por no saber, ninguno tiene idea de nada en absoluto, a la par que de repente saben Kung Fu. Como si alguien les metiera el curso intensivo Matrix de entrenamiento Jedi en una escasa media hora.  

Pero no, con todo el dinero que tenía, con toda la libertad que le dieron, con todo el poder que consiguió, con todo lo poco que arriesgaba (porque fuese como fuese, todo dios iba a ver Star Wars Episodio VI, los fanboy, que no son fans, los fans ya con una mosca detrás de la oreja y los que ni fu ni fa, solo por curiosidad), Abrams decidió hacer la copia barata (en cuestión de esfuerzo creativo de argumento y guión). Eso sí, con un esfuerzo tan excesivo en promocionar algo que debía promocionarse a sí mimo que solo ayudaba a concluir que se mascaba la tragedia. Y es que Abrams no tiene excusa que explique por qué se dedicó a plagiar la obra Episoidio IV ya adquirida por Diseney, salvo que asumió finalmente su finita capacidad de crear por su cuenta cosas originales con un mínimo sentido común: 0 patatero. 

(En cuanto a la muerte de Han, bueno, es la mejor idea de la película, por lo que es para que un artista, director, productor o lo que sea Abrams no pueda dormir por las nches, pero no creo siquiera que fuese una idea original del director. Me da la sensación de que fue una idea de Harrison Ford. George debió haber vendido Star Wars junto a Han, Leia y Skywalker en un pack, y de ahí no se podrían escapar. Pero tras leer la idea de la peli Harri tal vez dijera "Yo, hasta ahí y me bajo..." Hamill hizo mejor, diría: "Na, yo en esta no quiero ni hablar...") La muerte de Han Solo produce sorpresa, hasta cierto punto, porque no ves nada alternativo a ello si este se topa solo con su propio hijo aprendiz de Sith que está pensado para sustituir al anterior quebradero de cabeza del nuevo Luke.

Vale, lo que está entre paréntesis arriba es una coña. Ahora bien, es muy resaltable el hecho de que el shok emocional que puede causar la muerte de Solo en el espectador se desvanezca tan rápidamente y que el asunto no afecte casi nada a su amigo Chewaka o a su mujer Leia. No hay funeral final que era ya la marca de George Lucas, ¿precisamente porque era la marca de George Lucas?, ¿porque querían marcar un sello que el espectador pudiera interpretar como un Disneysello? Aunque fuese por una declaración de independencia, que no de creatividad, se han cargado el motivo para darle un mínimo indispensable de carga sentimental en dónde era casi obligatorio hacerlo. Pero claro, recordemos que hacer Star Wars Episodio VII y VIII en una VII corta, (para empeorarlo todo si cabe es la película de Star Wars más corta de todas), no deja tiempo ni a funerales ni a sentimentalismos. Así que tiremos a Han Solo por la borda y no recuperemos el cuerpo. Mucho mejor para los palomito-fans más simplistas, ¿no? Pero sí da tiempo a la subida paulatina de una colina para dejar claro que es tan alta como el monte del destino y que por eso Luke vive en su cima, y a la entrega que no termina en este episodio pero que se alarga en el tiempo hasta aburrir de una espada luz a su antiguo portador. Parece como si le preguntaran a Luke: "¿vas a colaborar en retomar Episodio VIII y subir al menos un porquito el listón o el reto lo ves inalcanzable para tus poderes Jedi?"


UNA NUEVA NUEVA ESPERANZA DE NUEVO… 

Bueno, a rebobinar (ya dije que esto va ser un desorden). Entonces, ¿cómo se hace una nueva nueva esperanza? Pues se necesita un robot con información presuntamente crucial para encontrar algo presuntamente crucial para ganar a la Nueva Orden (Imperio) y así conseguir alcanzar una nueva nueva nueva República, mejor que la nueva nueva República en la que la muchacha (el nuevo Luke) ya no tiene ni granja y vive comiendo lo que canjea por las chatarras que consigue en un planeta que parece un Tatooine en crisis económica (si eso es factible), puede que con menos soles pero con la misma fisionomía. También se necesita un nuevo malo (ahora aparentemente menos convencido, pero solo aparentemente) que es tan poderoso que es capaz de frenar balas bláster pero un desastre a la hora de matar a una muy pobre aficionada neófita de la fuerza que ni siquiera ha tenido maestro. Y sí, también se necesita oooooooooooooooooootra estrella de la muerte, (a la terecra, y por parte de un nuevo director que aseguraba incesantemente que iba a refrescar Star Wars con sus magníficas ideas) ya la cosa cheira a que están metiéndose ya con la paciencia del espectador, pero ¡epa! que no se engañe nadie, esta vez es otra cosa, es una estrella de la muerte más grande y construída en un planeta con un ecosistema natural y con un mecanimo distinto de destrucción que hace que te eches las manos a la cabeza, no por posibles incongruencias tecnológicas sino por Deus ex machinas con la que se intenta reparar toda incongruncia del mecanismo de destrucción del artefacto. 

Tan jocoso es el detalle de la diferencia de tamaño que queriendo definir diferencias con el Episodio IV dicen por ahí: "-Otra estrella de la muerte -Ojalá fuera ese el caso, mayor." Y entonces nos obsequian con la diferencia de tamaños y luego hasta Han se mete en la comedia diciendo una especie de "-De acuerdo, es enorme" con una mueca... Vuelvo a repetir, las parodias de Star Wars están guays en películas independientes, en aventuras de juegos de rol etc..., pero que aparezcan en el propio eje de las historias principales de las películas de Star Wars es muy triste". 

El planeta de la muerte más grande que las dos estrellas de la primera saga es un engendro ideológico que merece un capítulo aparte para analizarlo, independientemente, ya digo, aunque Star Wars es una historia de fantasía hay cosas que resultan ya muy difíciles de tragar. Resulta que el planeta puede absorber la energía de un sol para hacerlo desaparecer, pero no ataca así los sistemas solares, no. Supongo que con la excusa de que a veces es necesario destruir unos planetas y otros no de un mismo sistema solar, el engendro de la muerte debe usar esa energía de un sol cualquiera (daño colateral, lo llamaremos) para canalizar la energía destructiva a los lugares dónde se encuentran los planetas objetivo y desintegrarlos. A ver, ¿de verdad que, si el Imperio o la Nueva Orden quiere deshacerse de dos planetals en concreto, tendría piedad por los restantes del mismo sistema solar? Eso lo digo yo para que ceais que la cosa NO CUELA. Si la Nueva Orden puede tragarse un sol, se tragaría el sol del sistema solar objetivo y fiesta.

Pero no, a destruir planetas uno por uno. Claro que para ello el engendro puede estar a 500 años luz de distancia como poco y como Abrams es listo dice "no voy a dejar entender a los fans que hay sistemas solares que se encuentran a menos de 1 día luz el uno del otro, así que voy a hacer que alguien diga de refilón en la película que el disparo lo hacen con tecnología hiperluz". Lo de “de refilón” es muy importante porque el director se encontró con que no tenía tiempo en esa escasa hora y media para llevar a cabo la copia de episodio IV que tenía en mente, con las complicaciones forzosas a las qu eso le llevó, consecuencia de que tenía que ser además una continuación de la VI. Y claro, el resultado es continuar con el guión forzado, el mismo con el que el público ya ha lidiado durante más de media hora en esa ida de olla de Abrams.

Un momento, hemos visto una especie de escala real que determina la distancia-tamaño del sol que se traga la no-estrella de la muerte y hemos visto también que la no-estrella de la muerte presenta una atmósfera de una temperatura inferior a los 6.000 ºC antes y después de trgárselo. Vale.... mmmmh.... fantasía. No mencionaré más que un sutil, ¿qué me estás contando?


HASTA HAN SOLO NO PARECE SABER NI A DÓNDE VA NI CUAL ES SU NUEVA PERSONALIDAD EN NINGÚN MOMENTO 

Bueno, en la película pues, por lo que parece, un tal irreconocible Han Solo descubre por..., ¡¿primera vez en su vida!?, y eso que no se separa del wookie ni para mear, que el arma de Chewaka es cojonuda. Menos mal, porque casi muere antes de descubrirlo... Bien, puede suceder, es mejor que no suceda, pero admito que puede suceder. Lo que no puede suceder es que ese mismo Han, en la misma escena y en un monólogo, sin discusión consigo mismo, (algo muy raro de ver en la realidad, en las películas de ciencia ficción y en las de fantasía), se niegue a ayudar al nuevo Luke, diciéndole a Chewie que les metiera en una cápsula a los dos nuevos y luego decida que la mejor decisión es ayudarles, pero no por dinero, sino por..., ¿qué se yo?..., es que era un "no, si, bueno vale, sí" (creo que una vez, una tal Verónica me hizo algo parecido o más bien, lo opuesto, y no sé si también por falta de tiempo), porque recordemos; no había tiempo, excepto, por lo que parece, para un sermón que no viene a cuento, metido con calzador (como todo el guión de la película) e impropio de Han Solo y entre medias, acerca de la fuerza. Sermón que Abrams se forzó a sí mismo a interponer porque se le dio por dar a conocer un pasado remoto, de hace 3 décadas de nada, a unos nuevos héroes hambrientos que parece que no saben dónde se meten y parece que lo saben de sobra al mismo tiempo. Sí, no lo entiendo ni yo, pero es lo que pasa cuando dedicas tiempo a lo que no es relevante para excusar una situación que de por sí no tiene sentido por no haber hecho dos películas en vez de una para contar una historia que suena mal hasta a quien no vio nunca Star Wars IV. Yo la llamo "hacerse a sí mismo una trampa argumentativa". Aunque en este caso, el director forma un bucle en espiral de trampas argumentativas...

La cosa es que Han, de vez en cuando, suelta frasecillas muy curiosas que no sé si son guiños de complaciencia con los espectadores pese a que el guinista sepa que se quedarán disgustados sí o sí, o que deja caer para que esos espectadores tengan la eterna duda de si esas frases tienen doble sentido. Para taladrarles más la cabeza. A esas frasecillas, el espectador debería continuarlas con un "-ya te digo..." 

-No es así como esperaba que fuera el día- dice Harrison Ford. (Como si se diese cuenta en ese mismo momento de cual era el guión que le habían escupido para su papel en epidosio VII).
-Ni yo, la película- respondo sin palomitas que me alivien el mal trago...
Por otra parte, si os fijais, no dejan al espectador quejarse de la manía que tiene la película de devolverles a Tatooine II, planeta al que finalmente le descubrí nombre: Yaku. Porque... ¡Ya lo hacen ellos!

Es como si hicieras muy mal y rápido los deberes de física pero como no quieres esforzarte en hacerlos bien, vas y escribes el resultado erróneo junto con una frase que diga que qué manía tengo de equivocarme en los signos cando hago multiplicaciones... Esto..., NO COMENTS.
¿De dónde viene eso? Pues no sé, tal vez, al ver que había sido un error presentar tantos planetas en Star Wars Episodio II, aquí y con ánimo de simplificar, salen, vuelven, salen y tienden a volver al mismo planeta. Y de este modo, el entorno son una o dos naves y tres planetillas de nada.  
  

LOS PERSONAJES NUEVOS DESCUBREN SORPRENDIDOS EL PASADO DE SU PROPIA GALAXIA CUANDO LO INEXPLICABLE PARA EL ESPECTADOR Y NO EXPLICADO ES QUE LA SITUACIÓN PRESENTE DE LA MISMA ES UNA CALCOMANÍA DE DICHO PASADO 

Pues hablando del sermón: Así que el poco tiempo que pueden utilizar para dejarnos entrar (que no sumerjirnos) en la película, Abrams lo malgasta con historias de mitos que nadie conoce y que sí, que la fuerza existe, y que también hubo un Imperio y una rebelión. Pero bueno, ¿no era que más o menos sigue pasando lo mismo?, ¿no era que hay una Nueva Orden y una resistencia? ¿Entonces, por qué se quedan sorprendidos de que en el pasado pasara algo tan raro. ¡que no es raro hostias!, ¡que está pasando a día de hoy, ¿o no eras un Stormtrooper hace tres minutos, tontolaba?  Además, que dos pipiolos tengan que ser convencidos de que la fuerza existe por el originalmente incrédulo Han Solo puede entenderse, pero la escena, como casi todas es muy forzada. Han Solo no se dirige a la nueva Luke y al atormentado, alegre y rabioso, según le da al guionista, del atolondrado y arrepentido Stormtrooper. Han Solo mira hacia algún lado del Halcón Milenario que nunca había visto para dirigirse, sí, ¡¡¡a los nuevos espectadores del primer Star Wars de su vida!!! ¿Puede haber algo tan burdamente buscado y forzado al mismo tiempo en Hollywood?, vale sí, puede haberlo... ¿Pero es eso un alivio acaso en una primera película de una nueva trilogía de una obra de entretenimiento, romanticismo con toque de ópera que ha marcado historia cinematográfica como Star Wars? Rotundamente NO.
El problema no está en que la personalidad de Han Solo haya cambiado. El problema está en que por alguna razón, durante toda la película, el director está excusando el cambio de personalidad de Han Solo, haciendo que el cambio de personalidad de Han Solo sea inverosimil.


En fantasía no todo es posible. Solo lo que la respectiva historia fantástica permite que lo sea. Nada nos indica que los rayos de la Estrella de la Muerte I y II destruyan por energía térmica por lo que no hay razón para preguntarse si una estructura puede generar esos rayos ultradestructores sin que ello suponga su propia destrucción. Algo distinto pasa con la Estrella de la Muerte III. En este caso no existen muchos argumentos para excusar que una estrella entera atraviese la atmósfera de un planeta durante horas sin derretir la nieve del planeta o el planeta entero porque si bien Star Wars, como historia de fantasía genera sus condicionantes de cómo funciona la galaxia, Star Wars deja interpretar a todo espectador que la nieve que aparezca en todo planeta o luna de todos los episodios acaba por derretirse con el aumento de la temperatura. Teniendo en cuenta que la temperatura que pasa a través de la atmosfera del pkaneta es la de un Sol enterito, podríamos intuir que lo que este puede derretir no es la nieve sino la Estrella de la Muerte en sí. Si bien las incongruencias con la lógica básica están también presentes en la extraña gravedad hacia un lado determinado sobre la superficie interna de la babosa espacial Grendel en "El Imperio Contraataca", esto pasó inadvertido como un mero detalle, tal vez causado por la limitación técnica de simular gravedad cero cuando se produjo la película y, sin embargo, una estrella de la muerte III es un elemento de tal relevancia que las ocurrencias de su funcionamiento no quedan desapercibidas. Sea como sea, aún así, en comparación con la dejadez del trabajo en Episodio VII a todos los demás niveles, también puede admitirse que esto solo es un simple desesperante detalle y ya mencioné que este tipo de detalles de la física los voy a tocar lo menos posible.


COMO SE PUEDE DEFINIR STAR WARS Y QUÉ ES LO QUE QUEDA DE STAR WARS EN EPISODIO VII

En una buena historia las cosas van ocurriendo y el espectador, poco a poco se va enterando de lo que le cuentan. Pero como en Episodio VII nada está claro por ser poco más que una mala copia en el peor de los contextos y como Abrams debió tener un mal presentimiento, este se vio a veces obligado a explicar explícitamente ciertas cosas dirigiéndose directa y casi explícitamente al público para llevarlo a dónde él quería, que solo es atraerlos con "mirad, esto es Star Wars, para los que no lo sepáis" Como si un aficionado y primerizo en el ajedrez cualquiera te dijera cual es la buena jugada y cual no, y te diga jaque mate en dos movimientos antes de que tu le des el jaque mate de verdad. Un aficionado de ajedrez normalmente no da consejos, sino que sigue aprendiendo calladito o hablando y dando consejos de cosas que no sean ajedrez. Es decir, que esto fue un error garrafal, pero peor aún fue presentar Star Wars como lo que nunca fue. Star Wars, desde el principio fue una historia épica en modo ópera en dónde el amor y la justicia intentan con éxito o sin él combatir un mal que suele provenir del desamor, el odio o la frustración yque narra como estas dos fuerzas pueden causar estragos en la historia cultural, sociológica y tecnológica de toda una galaxia fantástica. 

Pues bien, Star Wars Episodio VII no es ninguna de esas cosas y al ser la primera película de una trilogía nueva hace muy difícil que las siguientes partes de la trilogía puedan serlo alguna vez. Si quieren hacer un nuevo Star Wars, desde luego no podrían borrar durante el episodio a los personajes del Star Wars original, anulándolos y poniéndolos en un nuevo contexto no explicado que huele a contexto de Star Wars IV, no a una continuación de Vl. O se olvidan de esos personajes o siguen con ellos. Es decir, o un nuevo Star Wars o una continuación del Star Wars original. Pero no un nuevo Star Wars con personajes idénticos en aspecto y nombre pero con diferente memoria, actitud y un inconsistente cambio de personalidad mal explicado y directamente al público en un acto de cruda vergüenza ajena para ir eliminándolos e introdcuiendo con calzador nuevos personajes que sustituirán a los anteriores. En definitive, Abrams se quedó a medias entre estas dos ideas en una película de una hora y media según él para contentar a antiguos fans y crear otros nuevos. Es un error de principiante desde el punto de vista creativo, y ya veremos si es un error también desde el punto de vista comercial, porque la cosa no acaba con episodio VII.

Que Han Solo se dirija al público diciéndole que la Fuerza existe no es en absoluto propio de él. Puede creerse lo de la fuerza perfectamente, puede que su personaje hubiese cambiado, hubiese tenido un hijo con Leia, este hubiese sido atraído por el lado oscuro, eso hubiese dejado a Han Solo apesadumbrado etc., pero esto no se puede explicar en 1 hora y media mientras se explica toda la historia de un nuevo Episodio IV al mismo tiempo. Historia que, por cierto, Abrams la pasa de puntillas porque sabe que la mayoría de los espectadores ya sabe de qué va el episodio IV, hayan visto o no Episodio IV. Es decir, si querían hacer una copia de Episodio IV, que ya digo, es una mala idea, necesitaban del Episodio VI y medio y aunque sea una copia, necesitaban desarrollarla, no decir; "bah, eso ya no lo digo porque la gente ya vio Episodio IV, así que lo dejo como obvio y me ahorro unos minutos con acción trepidante para que la gente olvide que no estoy creando nada ni haciendo el más mínimo esfuerzo por integrar al espectador en la historia". Pero insisto, por si no se ha entendido. El problema más grave está en cómo la historia es contada. Star Wars se va explicando ella misma conforme pasan las cosas. Pero como Abrams no tiene tiempo usa a los personajes para explicar cosas al público de un modo por completo artificioso y forzado, narrando historias a otros personajes que o no quieren oir la historia, o ya la saben o tienen un inhusitado interés por que les cuente lo que el director quiere contar en ese momento. Eso no es realista desde el punto de vista de la actuación de cualquier personaje y llega a ser cansino.

Pero bueno, aquí voy a añadir que la cosa es aún peor, pues episodio VII, aunque sea una copia calcada de cosas del pasado de Star Wars, no lo es de un solo episodio, sino que en realidad es un remix de episodio IV con episodio V pero sin un Yoda verdadero que entrene a los pánfilos esos ni un final desalentador a la par que con atisbos de esperanzas, como ocurre en El Imperio Contraataca. Es como uno de esos cócteles con alcoholes, que al mezclarlos te hacen ir al baño...

La cadena de despropósitos dibuja una pescadilla que se muerde la cola a cada minuto de film. Y todo eso sucede porque al intentar ahorrarse la elaboración de una historia se ve forzado continuamente a poner parches a su copia. Y una copia parcheada queda al final como lo que es: una indecencia en la que no hay pruebas del mínimo esfuerzo de dirección y guión.  Ahora bien, dado que la obra resultó como resultó cuando quien la orquesta no se esfuerza, Disney le va diciendo; "pues nada chaval, ahora te pones a esforzarte por darle bombo al producto. Y es por ello que en Abrams vemos el trabajo más elaborado de marchante de feria que nunca hemos visto hasta ahora en ninguna película de Hollywood". Porque su máxima ya es: "nos puede llover lo que quieras, mientras también nos llueva dinero..."  

Pues como íbamos diciendo, el caso es que, para ayudarles, Han Solo les lleva a un lugar dónde encontrarían a un Yoda de mentira que habla bien pero que no sabe usar la fuerza (mira tu, aquí el tipo se pone original), quien les mostrará la forma de llegar a la República, la cual resultó que es en sí misma el sistema solar al que Han les lleva... ¿LOL? Lo siento, esto puede que no lo haya entendido bien, y estoy seguro de que tampoco lo entendió Harrison Ford, quien creo que ya le trae sin cuidado entender el sentido de las cosas o no entenderlo en sus películas. Pero, de todos modos, si es así, no lo entiendo... Es decir, no entiendo como no lo entiendo. ¿Por qué lo hacen tan retorcido?, para que sea difícil de..., ¿entender? Sinceramente, ¿qué buscan con eso?, ¿marearnos?, ¿como a los que soportaron más de 2 capítulos de la serie Perdidos?, oh no..., ahí puede estar el error de nuevo..., el director.

LUKE SKYWALKER SE ESCONDE PARA QUE NADIE LE ENCUENTRE, PERO SIN USAR SU TALENTO, PUES CUANDO DE PRONTO TODO EL MUNDO QUIERE ENCONTRARLE, NO PARECE QUE LES SEA MUY DIFÍCIL HACERLO ¿OOOOOOTRA INCONGRUENCIA DE LAS GORDAS?

Añadir que el mismo Abrams parece que deja la galaxia en manos de un desaparecido Skywalker, al que todos quieren volver a ver, por alguna razón que aún desconocemos, y que por lo visto decidió hacer voto de silencio en una isla bonita (al menos, Skywalker eligió mejor el planeta que Yoda porque quizás no pretendía llegar a los 900 años sino mantener un aspecto mínimamente bueno..., mmhhh... Yoda tuvo casi mayor éxito en eso al protegerse de los rayos UVA del sol...). Parece que Skywalker es el único que puede matar al hijo de Han Solo y a cualquier otro, sino ¿por qué la intención de buscarlo a la desesperada desde el primer minuto?, ¿no era que había dado clases en la Academia Jedi a otros padawans más jóvenes y, por lo tanto, con mayor vitalidad?

Es importante recalcar que algunos cuantos árboles del engendro de la muerte fueron destruidos como cortafuegos antes de absorber la energía del Sol. Pero esta crítica no la desarrollo porque les doy el beneplácito de la duda al ser Star Wars, un mundo imaginario de fantasía. Aunque la física de una fantasía debería ser consistente. La que quieran, pero consistente. La física no podría permitir que unos árboles de un planeta sean tan débiles que son destruidos durante el aterrizaje forzoso del Halcón Milenario mientras que los que no fueron directamente "tocados" por la energía canalizada del sol al interior del planeta no sufrieron nada en el trauma planetario, como una desintegración inminente. Y no hablaré del calentamiento climático consecuencia de la recepción de un sol entero en un planeta. Hasta la fantasía debería moverse dentro del límite de la congruencia básica interna, pero esto admito que es algo discutible.

 Y solo mencionaré que la alienígena del planeta verde de abrevadero es un personaje cuyo papel está cogido por pinzas, y... ¿un soldado de asalto deja un arma bláster para usar un artilugio manualmente porque es fan de la lucha cuerpo a cuerpo?, ¿qué les pasa a los soldados de asalto últimamente? En fin, se pueden decir muchas más cosas como el hecho de que Han Solo, al no tener tiempo en el corto largometraje, en lugar de explicar un plan para acabar con el planeta de la muerte dice algo así como "tengo un plan, si os lo contara no os gustaría", o que el mudo Luke Skywalker se queda atontao cuando la nueva Luke le ofrece la espada láser, a quien se le cansa el brazo esperando infructuosamente a que el otro se lo acepte, mientras un dron revolotea a su alrededor mostrando como al menos Luke ha elegido mejor que Yoda su planeta de descanso... Pero bueno, hay que decir que puede que Hamill hubiese hecho el mejor papel de todos los actores en Episodio VII al quedar virgen del paso del espeluznante guión que todo lo arrasó. Es más, la de Luke es la única escena lo suficientemente lenta como para que ya puedas empezar a meterte en la película, pero... oh, decepción, resulta que es el final... Tal vez, la escena de Luke sea lenta porque Abrams se dio tanta prisa durante toda la película que al final de todo se dio cuenta de que le sobraban dos minutos enteros y se volvió loco con tanto tiempo en sus manos para crear su propia idea. Entonces dijo, "na, que lo rodee un dron y que su hija le ceda la espada", y ahí se quedaron, no se sabe muy bien a día de hoy si en esa escena intervienen actores o figuras de cera. Dado el coste por segundo que pediría Hamill, yo escogería el muñeco de cera. También puede ser que la única idea original de Abrams hubiese sido esa entrega de la espada luz como una metáfora de una nueva generación buscando ayuda en la anterior para que esta resuleva problemas que vienen del pasado. Tiene contenido y admito que si lo hizo con esa intención es una buena escena. Pero todo lo anterior fue construñído solo para llegar a esa escena en el menos tiempo posible (una hora y media) y es como hacer una bonita teja sin preocuparse de la casa que va a cubrirla. 


OLVIDÁNDOSE DEL SENTIDO CONTEXTUAL DE LAS PROPIAS PELÍCULAS QUE ABRAMS INTENTA CONTINUAR CON SU EPISODIO 

Por cierto, si atravesar un escudo era cuestión de salir del hiperespacio en el momento oportuno, ¿deciden no ser suicidas en cuanto a la hiperluz en "El Retorno del Jedi" para no acabar la peli en media horita de nada? ¿o Han Solo decide ser suicida en el episodio VII porque ya estaba ansioso por liberarse de la carga del contrato? ¿O era porque entonces, Abrams tendría que pensar en desarrollar algo en su propia película y no estaba por la labor? Habrá que elegir la respuesta más simple porque será la más probable. Pero cualquiera de ellas implica que Abram es un desastre como director de secuelas.

En definitiva, al margen de la dudosa calidad de la saga de los episodios del I al III de Star Wars, en mi opinión, claro, ¿por qué creo que el fiasco de Star Wars Episodio VII es menos perdonable? Pues porque Star Wars Episodio VII es un mal precedente de la continuación del cuerpo argumental de Star Wars y, por lo tanto, el mundo de Star Wars ya presenta una herida abierta con la que va a tener que lidiar en el futuro. Que lo habrá, porque Disney va a explotar al máximo el producto que ha comprado sí o sí.     

Lo triste es que ya quede en el imaginario colectivo de Hollywood que los fans antiguos ven personajes antiguos de una saga y ya están contentos sea lo que sea lo que digan, hagan o dejen de hacer, y que eso no les va a cobrar factura. Puede que tengan razón, en cuyo caso ya no sé qué es lo que últimamente les están poniendo a las palomitas.


En la primera imagen aparecen los nuevos personajes principales de la película en un acto de presentación de la película como embajadores fans de Star Wars. Como si, y lo triste es que puede que ahora ya sí, Star Wars necesitara de fans embajadores para algo...  



De todos modos, si así es, es una estrategia algo arriesgada, pues hasta ahora hemos sido testigos de que toda burbuja especulativa acaba finalmente por desinflarse o reventar.


La imaginación ya no existe ni en las escenas y si conluís como yo que lo de Star Wars se convirtió en una broma de mal gusto, a lo mejor os entretendrá mucho más esto que la película de Episodio VII en sí misma:

https://www.youtube.com/watch?annotation_id=annotation_1469579557&feature=iv&src_vid=qmIJ6MdKqaE&v=e32tZ6RGzcw




Bien, esto fue escrito antes del episodio VIII, pero, esta frase la añado después de verla y confirmar que evidentemente, todo tenía que ir a peor: http://drarnau.blogspot.com.es/2017/12/star-wars-episodio-viii-eramos-pocos-y.html